martes, 27 de julio de 2010

El consuelo. Anna Gavalda



Llevaba mucho tiempo viendo reseñas de libros de esta autora francesa, parecía que me perseguía por más que yo me escondiera en todos los recovecos posibles. Es difícil mantener la orden de alejamiento de librerías, cuando tu biblioteca publica no es lo que tu desearías, y la verdad es que desplazarse a la de la población vecina es cuanto menos un pequeño inconveniente, además tampoco es que tenga muchas novedades, jejeje si me he paseado por sus estanterías, a ver si me convenía hacer un renuncio, pero al final he dejado las cosas como estaban.


Un día paseando mi vista por la novedades que siempre suelen estar ausentes, me tropecé con El consuelo, no era ninguna de las que había visto reseñadas, pero lo puse junto a los otros dos ejemplares que me quería llevar a casa. Tampoco pasé mucho tiempo buscando reseñas, las opiniones me llegaron sin pedirlas y les estoy muy agradecida a aquellas personas que me dejaron su retal en los comentarios.


Tal y como me dijo Tag en su día hay un momento en que la narración se vuelve lenta, e incluso pesada, y me sirvió de mucho el que ella me lo apuntará para seguir leyendo con fruición y que no se colaran más libros en medio, aunque tengo que reconocer que al principio lo hacían.


Me sedujo con su prosa sencilla y fácil de leer para una lectora ducha en batallas como yo, me impacto esa forma de interpelar al lector, de hacerlo complice, la complicidad al mismo tiempo con su personaje, el hacerlo pensar y decicidir por su mismo. Me ganó como lectora en pocas páginas y ya estaba planificando compras de otros de sus libros.


Anna Gavalda con este libro no ha conseguido el mismo éxito que con otros, en la traducción española en la que se puede prescindir del sujeto y de los pronombres no ha sido tan patente, pero en la francesa, sus lectores le han echado en cara la dificultad en la lectura por ese mismo motivo, la autora prescindió de ellos de forma voluntaria para que fuéramos capaces de captar el caos y el desconcierto en el que esta sumido Charles Balanda, el protagonista, un hombre que se acerca a la medianía de edad, con mucho éxito en el trabajo y una vida familiar mediocre, rayando la inexistencia, que se ve imposibilitado de cambiar aunque no le llene. La única solución que encuentra es sumergirse en su trabajo, en miles de quilómetros recorridos y noches solitarias de hotel. Sin embargo no se replantea su vida hasta que un hecho sacude los cimientos de su existencia.


En ese momento encontramos a un Balanda que lucha con su propio yo, que piensa en voz alta, que se recrimina a si mismo las cosas, hasta el punto que somos capaces de empatizar con el, yo en ocasiones me veía recriminándole y pidiéndole que diera los pasos que tenía que dar. Tenía ganas de zarandearlo de quitarle la venda que le imposibilitaba ver las cosas, tal y como por otra parte las veian todos los que estaban a su alrededor.


Quizás fue ese momento el que me resultó más tedioso, ese regodeo en el dolor del que nos hace participes el protagonista, contándonos su historia desde la infancia, hora en presente, hora en pasado sin mediar ningún aviso con un caos de tiempos verbales, un monopolio de la situación de unos personajes completamente entrañables, pero al mismo tiempo tan lenta en su desarrollo que llegaban a cansar, suerte que estaba avisada de ello. Es la búsqueda de aquello que ha perdido irremisiblemente para siempre lo que le lleva a conocer a Kate, una mujer fuerte que ha estado a merced del infortunio, que vive en un lugar especial que la autora describe con guante blanco y tanta precisión que te parece estar viéndolo como si fuera un fotograma que pasa ante los ojos.


Tengo que reconocer que esta segunda historia que en mi caso ganó peso a la primera, es la que me ha hecho leer como una posesa estos últimos días, sin casi levantar los ojos del libro, ni siquiera en la playa. Para mi una historia de superación con un mensaje positivo, es como esa máxima que hice mía hace muchos años, por mal que estés, si miras detrás de ti siempre habrá alguien en una situación peor. Quizás es ese varapalo que recibe Charles el que le hace replantearse su vida, el que le obliga a dar un paso definitivo salvando ese miedo que lo tenía paralizado, le ayudó a reencontrarse a sí mismo y a ver cosas que tenía ocultas bajo la venda de sus ojos.


El mensaje final, ese rayo de luz después de tanta oscuridad, ese pedacito de esperanza después de tanto dolor me ha parecido magistral, yo diría que increíble, y se ha ganado una lectora incondicional que poco a poco ira leyéndose toda su obra, aunque para ello tenga que romper esa orden de alejamiento que la atenaza. Me ha gustado mucho esta novela salvando unas cuantas páginas y quizás a ello contribuya que es la primera novela que he leído de esta autora francesa, porque si algo he sacado en claro de otras reseñas sobre este libro, es que es inferior a otros que tiene escritos, quizás porque con esta novela la autora se ha permitido experimentar. No es sólo una novela de arquitectos, es una novela que toda ella es un experimento arquitectónico, en el que al lector le cuesta ubicar el narrador, el tiempo en el que se desarrolla la acción, y en ocasiones sobre todo en la edición francesa le toca releer para entender la trama.


Hay momentos en que el sentido del humor se apropia de la estructura, si se lee entre lineas hay una critica social bastante feroz, a una sociedad que deja pasar los días imbuida entre trabajo y quilómetros entre pecho y espalda, en el que el éxito social se impone a la familia. En el que la belleza que aquí termina bastante tocada, puesto que son los personajes peor parados, es un plus, en el que la superficialidad gana la partida a la profundidad... creo que ese mensaje implícito es igual de importante que esa bella prosa de la que hace gala, muy fácil de leer con unos diálogos preciosos, parece que la historia te la esta contando una amiga sentada en una cafetería con una taza de café en las manos.


No encontré significado al titulo del libro, pero como siempre la razón esta en la traducción que se ha dado, que supongo que será obra del editor y no del traductor, puesto que la consolación es el titulo que tendría sentido, y encontraríamos su razón de ser al final casi del libro, en la pagina 505 cuando explica que significa una partida de consolación.


Creo que ha quedado patente que el libro me ha entusiasmado, pero no se muy bien si recomendarlo, puesto que leen este blog muchos fan de la autora que podrían sentirse decepcionados, por lo que he podido leer, sin embargo creo que vale la pena la experiencia y que sólo por la historia de Kate, vale la pena tragarse las 558 páginas de esta novela. Es un placer compartir las horas con sus personajes, solo uno se me ha atragantado, bueno más de uno, pero en especial la superficial mujer de Charles Balanda, y otro al que he intentado entender sin conseguirlo Alexis. No se puede empatizar con todos los personajes.


Sin embargo tengo peros, Kate es inglesa y como tal los textos que ella narra estan salpicados de expresiones inglesas que no siempre se traducen y que para una desconocedora del idioma como yo le han resultado una barrera infranqueable para disfrutar del todo de la lectura.

27 comentarios:

LAKY dijo...

Yo soy fan de la autora. Su "Juntos nada más" me encantó. Por eso, cogí ilusionadísima este libro pero ¿te puedes creer que no pude con él? Se me hizo lento, aburrido, pesado y carente de encanto alguno. Así que lo dejé sobre la página 100 en busca de mejores lecturas. Sí me gustaría leer el último que se ha publicado que, al menos, es cortito por lo que, si tampoco me gusta, no perderé tanto tiempo.
De todos modos, si te ha gustado éste, te aconsejo que leas "Juntos nada más" que casi seguro te va a fascinar.
Un saludo

María dijo...

Hola! Ya sabes que a mí me encanta Anna Gavalda y 'El consuelo' también me gustó bastante.
La traducción del libro a veces deja que desear, pero no es el único que encuentro con este problema. El problema del título es que se debería haber traducido como 'La consolante'... Pero casi que me gusta menos.

Buena reseña y yo también te aconsejo 'Juntos, nada más' por el momento es el mejor de la autora.

Un beso!

Carmina dijo...

Laky no me extraña que no pudieras con el, porque ya te digo que hubo un momento en que me parecio muy lento y farragoso, lo bueno es que como estaba avisada, segui leyendo y cuando el supera la barrera de la infancia y Anouk la narracion da un giro y se vuelve amena e incluso adictiva, si alguna vez te vuelves a atrever con el, vale mucho la pena la historia de Kate, que es la consolante por cierto

Carmina dijo...

Maria por lo que he podido leer este libro le ha dado muchos quebraderos de cabeza a su autora no fue bien recibido ni por la critica ni por los lectores, creo que en la traduccion al español no esta el problema de este fiasco, si no en los experimentos que hizo ella en la estructura y las patadas que le dio a la gramatica francesa para crear efectos, no quiero ni pensar en la traduccion inglesa donde no poner el sujeto es impensable. La consolante pues no es que sea un buen titulo tampoco pero se entendería más.

Veo que tanto Laky como tu coincidis en que lea Juntos nada más, pues dudo que lo encuentre en la biblio, pero cuando disponga de un poco de tiempo, parne y sobretodo me quite mucho pendiente sera mi proxima compra

sonia dijo...

yo tengo pendiente a esta escritora, tenía apuntado en la wishlist juntos nada más, también apuntaré este y el que primero caiga, por lo que he visto hay opiniones de todo tipo..
un besazo guapa

Susana Hernández dijo...

Uffff, como me molesta que no se traduzcan determinadas frases o expresiones en inglés, y cada vez es más habitual ... Y yo más mayor para enfrentarme definitivamente a este idioma que cada día se impone más con la complicidad del resto del mundo.

Una gran reseña y muy completita! Intentaré hacerme con el libro en la biblioteca de mi pueblo (Que parece que está mejor surtida que la tuya -jajajja)Por si acaso, deseame suerte.

Un besico !

Luisa dijo...

Yo he decidido probar con la autora con su último libro, "La sal de la vida", tentada por las numerosas buenas críticas de sus novelas. Después quiero leer "Juntos nada más", pues dicen que es uno de los mejores.
Muy completita tu reseña, Carmina. Un abrazo.

Elwen dijo...

Yo también tengo pendiente esta autora aunque pensaba empezar por alguno de sus libros cortitos para empezar. Si es cierto que este es algo lento pues casi que mejor lo dejo para el final :P

Carol dijo...

Yo también he visto a ésta autora y sus libros por todas partes, y sin embargo no me llama mucho la atención, leo el resumen de sus libros y es que no me llama nada, y escima si ya coincidís varias en que éste se hace un poco pesadito, pues como que voy a pasar porque últimamente no estoy con la cabeza para libros que no me enganchen de principio a fin.

Lo de la biblioteca me temo que es un mal generalizado, aún viviendo en Madrid y buscando en una biblioteca céntrica céntrica, no suelen traer casi nunca novedades, o cuando lo hacen siempre están cogidos. Yo creo que tienen un pacto diabólico con las librerías para que gastemos más.

Bsos :)

Bookworm dijo...

Pues me lo anoto Carmina, ya sabes que para mi es una autora recién descubierta y que los dos libros que he leído me han gustado. Ahora tengo otro en casa de relatos titulado "Quisiera que alguien me esperara en algún lugar", veremos qué tal se le dan las historias breves y por supuesto ya os informaré.
Un beso

Carmina dijo...

Sonia parece que todos coinciden en que es mucho mas bonito Juntos nada más, si al final encuentras este antes, ten paciencia con Balanda y sus desvarios de la infancia porque lo que vale la pena esta hacia mitad del libro, es decir empieza de forma magistral, se le tambalea la vida, y se vuelve muy lenta la narracion, hasta que encuentra a su consolante, y ese trozo para mi no tiene desperdicio por ese motivo me ha encantado el haber aguantado el tiro, aunque ya te digo que si no llego a estar avisada igual tiro la toalla, asi que tente tu tambien por avisada wapa

Carmina dijo...

Susana a mi tambien me molesta bastante para que te voy a mentir, yo no estoy muy ducha en este idioma y por ende no me gusta nada, esta primavera hice un curso y de algo me sirvio, pero no para entender todo, y digo yo que le molestaba a la traductura poner a pie de pagina la traduccion, posiblemente tampoco lo hizo la autora. Habra que itentara aprender ingles si no nos van a comer.
Espero que tu encuentres más que yo en la biblio te tu pueblo o si no siempre puedes hacer una sugerencia, ya sabes...

Carmina dijo...

Luisa pues esperare reseñas, a mi la sal de la vida me ha llamado muchisimo la atencion, y creo recordar que no era nada caro, cuando me levante un poco la prohibicion seguro que cae uno de esta autora, aunque no se muy bien si este que es cortito o juntos nada más del que hablan tambien muy bien. Me alegro de que te parezca completa la reseña

Carmina dijo...

Elwen el libro tiene 558 en mi version, hay algunas en las que llega a 600 y tiene como unas 250 paginas o más muy muy lentas, se hacen interminables y sin embargo una vez rebasadas estas, el libro se lee solo y no puedes dejarlo. Casi mejor comienzas con otro, ya te digo que no tiene mucha aceptacion entre los seguidores de Anna Gavalda, parece que no le salio muy bien el experimento gramatical

Carmina dijo...

Carol pues pospon la lectura de este libro al menos hasta que tengas la cabeza para libros un poco pesadiños al principio, y si no te llama la autora, las hay a miles en el mercado, no tienes que leerla porque guste en la blogosfera.
No habia pensado en el pacto diabolico ese, pero es verdad que las novedades estan siempre pilladas, pero yo ahora me conformo, antes compraba como una cosaca, y lo que creo que le puede gustar a mi madre se lo regalo y asi lo puedo leer yo.

Carmina dijo...

Mertxe otro mas para el plan infinito, madre mia como crece el chico, en fin yo seguro que repito, me diste tu el empujoncito final con tus reseñas, y seguro que caen las otras cuando haga una incursion librera.
besotes wapa

Isi dijo...

Es el único que he leído de Anna Gavalda y me pasa como a ti, que estoy segura de que no será el último, ni mucho menos.
Casi no recuerdo toda la historia más que por encima, ahora se me ha olvidado quién era Alexis.
Es una historia bonita y tiene un final feliz, incluso para un arquitecto hasta arriba de trabajo ;)

En fin, creo que por las recomendaciones, debería estar ya leyendo "Juntos, nada más". La película es preciosa.

Ale dijo...

Carmina:
pues yo he leído el de "Juntos nada más" y me gustó mucho, tu reseña tan completa me ha convencido de que vale la pena seguirla leyendo así que ¡a la lista!
un beso,
Ale.

Carmina dijo...

Isi te refresco la memoria, Alexis era el hijo de Anouk, el amigo de infancia de Charles y hasta aqui te puedo decir sin destripar mucho el libro. Yo se que voy a leer más libros de esta autora aunque los tenga que costear yo, porque me gusta su estilo narrativo. En cuanto al final si es feliz, yo diria que el que se merecen los protagonistas.

Carmina dijo...

Ale ese es el proximo que yo quiero abordar, cuando será pues no lo se, de momento no puedo permitirme gastar mucho en libros y teniendo en cuenta que somos muchos lectores en casa, es decir dos empedernidos y uno consolidandose, prefiero comprar lo que se les antoja leer a mis hijos. Yo siempre soy el ultimo mono de casa para bien o para mal.
besotes y ya nos seguiras contando

Goizeder Lamariano Martín dijo...

Me ha gustado mucho tu reseña, muy sincera y completa. Estuvo a punto de comprar este libro hace unos días, pero al final me decidí por Juntos, nada más, que es el primer libro de Anna Gavalda que he leído y me ha entusiasmado, como se puede ver en la reseña que hice. Ahora tengo en casa Quisiera que alguien me esperara en algún lugar, que lo cogí el otro día de la biblioteca. En ese sentido no me puedo quejar, la biblioteca de mi barrio que, además, está al lado de mi casa, es muy completita y traen las novedades en seguida. Espero poder leer El consuelo este verano. Ya os contaré. Y gracias por las advertencias de las páginas pesadas y todo eso, que siempre viene bien saberlo. Un abrazo.

Cuéntate la vida http://cuentatelavida.blogspot.com

tag dijo...

Carmina

He leido EL PSICOANALISTA, de John Katzenbach y me ha encantado.
Me ha tenido sin poder parar de leer hasta que lo he terminado en dos dias.
Desde entonces me leo todos los libros que encuentro de él, pero ese, para mi es el mejor.

Por si no lo has leido y te apetece. Por una vez me gustaría ser yo la que te de ideas, jajajaja.

Un besito

Aventarte dijo...

Ayer lo tuve en la mano y no lo cogí, porque no me había leído completamente tu reseña.

La próxima vez me lo llevaré a casa.

Un saludo.

Ana

Carmina dijo...

Goizeder a mi me vino muy bien la advertencia, porque posiblemente hubiera dejado de lado su lectura, asi solo intercale un libro cortito para darme un poco de aire y permitirme seguir leyendo, mi primera experiencia con la autora sobre no ser uno de sus mejores libros es muy positiva, tanto que celebro haber empezado por este y saber que lo mejor aun esta por venir. Ya me contaras si cae en tus manos.

Carmina dijo...

Tag de ese autor tengo en casa Asuntos pendientes y la sombra, no he encontrado el que tu dices y no se si esta en la biblio, le dare un garbeo porque dicen que es muy bueno. Gracias por la recomendacion, a mi me gusta tambien que me las hagan.

Carmina dijo...

Aventarte, si lo compras espero te guste tanto como a mi, ya nos contaras.

kiki dijo...

Yo leí su novela "Juntos, nada más" y aunque no niego que esta escritora tiene muchos aspectos positivos, la marcada soledad de sus personajes, la miseria en que viven que intentan sobrellevar uniéndose, me deja un sabor amargo. Es el sabor que me suele dejar los escritores y películas francesas.