domingo, 24 de agosto de 2014

El amor imperfecto. Sara Rattaro

Sara me enamoró con su anterior libro, Si escucharas mi corazón, me costó empatizar con Viola pero aún así la prosa de la autora me caló hondo, supo despertar mis emociones, subirlas a una montaña rusa y hacerme vibrar con una historia que poco tiene de alegre. Cuando vi que tenía nuevo libro en España supe que tarde o temprano me haría con un ejemplar, y mira por donde ha sido bastante pronto. Un buen día la editorial se puso en contacto conmigo y me ofreció la novela para reseñar, no me lo pensé dos veces y la acepté, llevaba al menos un par de meses viendola en los blogs y sabía a ciencia cierta que me iba a gustar porque trataba temas hacia los que estoy sensibilizada.

Si la entrada de Sara en el mercado fue triunfal, su segunda novela ha demostrado que se trata de una autora a tener en cuenta, si el personaje principal de Si escucharas mi corazón era una mujer, El amor imperfecto ha supuesto un reto para ella puesto que ha tenido que ponerse en la piel de un hombre, pensar y actuar siendo él, cuando salta a la vista que ella es mujer. Una papeleta nada fácil que ha sabido solventar con elegancia y madurez.

La misma autora reconocía en una entrevista, que había elegido un protagonista masculino porque las mujeres somos todo corazón y los hombres son más prácticos imponen la razón al sentimiento, y ella pretendía darle un enfoque distinto. No se si la novela ha resultado ser lo que ella tenía en mente, pero a mí me ha gustado por muchas razones que intentaré explicaros a lo largo de la reseña, pero sobre todo porque dismitifica ese amor romántico de los cuentos de hadas. El dia a día de una pareja no es un  camino de rosas, no es todo ideal, bonito y perfecto, si no que el enamoramiento inicial va sufriendo el desgaste de la convivencia, hay situaciones dificiles que hay que aprender a salvar, como bien dice la autora el amor no se termina, solo cambia de sitio.

La autor@:

Como ya os he comentado Sara no era una desconocida para mí, ya tenía la experiencia de una novela
anterior, sabía que podía esperar de esta y sin embargo superó mis espectativas. Nació en Genova en 1975 en el seno de una familia que no consideraba escribir un oficio, por eso se licenció en Biología y en Ciencias de la Información. Durante un tiempo trabajó de asesora farmaceutica, pero su vida no estaba completa, le  faltaba algo y saltaba de un curso a otro buscando la pieza que finalizara su puzzle. Un buen día decidió escribir un cuento, luego una novela, y se la dio a leer a un editor para saber si era buena. Una editorial pequeña le publicó su primera obra, de la que se vendieron 2000 ejemplares y comenzó así su toma de contacto con el mundo de la literatura,  con la vorágine de presentaciones literarias a las que a veces no iba nadie. Pero el boca a boca hizo funcionar esa primera novela y que una editorial más grande se fijara en ella. Su segunda novela en español se tituló Si escucharas mi corazón, se convirtió en un éxito de ventas en Italia,y se publicó también en España (editorial Martinez Roca), Alemania, Brasil y Bulgaria.

El amor imperfecto lleva camino de convertirse también en un éxito de ventas, aunque la autora considera que su mayor éxito en este libro ha sido haber hecho un viaje tan bonito a traves de una vivencias que para ella eran tan desconocidas. Reconoce Sara que empezó motivada por meterse en la piel de un hombre, que es la voz principal de la polifonía de personajes del libro y acabó feliz de haberse podido identificar con la madre de un niño sordo, de haber entrado en sus miedos y en sus silencios.

En su  nueva novela explora los matrimonios mixtos y ya estoy deseando que alguna editorial se anime a publicarla en España...

Argumento:

Para ser extraordinario, no es necesario nacer perfecto.

El amor dicen, no se termina: sólo cambia de sitio. En esta historia moderana, Sara Rattaro se sumerge en el corazón de una familia. Una pareja formada por Alberto y Sandra, y por sus dos hijos: Matteo, un niño muy sensible que padece sordera, y Alice, que descubre, en el inicio de la adolescencia que el amor entre sus padres no es tan idilico como ella siempre lo había imaginado.

Una historia que habla sobre todos nosotros; de la fragilidad de un amor tan grande como imperfecto. Una novela sobre un niño valiente, una joven con los pies en la tierra, un padre asustado y una madre que no ha olvidado lo que significa ser mujer. Un momento indescifrable de la vida en el que el amor, la culpa y el perdón se funden en un solo y único instante.

Me gustaría poder decir que es de mi cosecha, pero no es así,solo me queda felicitar a quien ha hecho esta sinopsis porque no puede ser más acertada, y no revela nada importante.

El génesis

Ya os contaba en la reseña de El Principe, que me gusta conocer de donde surge la idea para escribir una novela, cual ha sido el detonante que ha puesto en marcha la maquinaria de la escritura de una determinada historia. Sara se reconoce una escritora caótica, que no se impone una disciplina de escritura, surge una idea y se puede pasar días escribiendo y luego estar semanas que no escribe una sola letra porque no le sale, y se niega a sentarse ante una página en blanco.

Nos encontramos ante una exploradora de los sentimientos, ante una mujer que habla del amor, pero en un sentido muy amplio, no el que podemos encontrar en una novela romántica, muchas veces repleta de tópicos y de situaciones irreales, no, Sara va más alla y explora situaciones más cotidianas, que no se dan en el 100% de las parejas, o familias, pero que si que podemos reconocer la situacion que nos narra, en nuestro entorno.

Sara pretendía escribir sobre un hombre, confuso, asustado que un buen día se plantea abandonar a su familia para revivir su amor de la adolescencia, con esta idea en mente conoció a la madre de una chica de 20 años sorda que le contó que su hija se había apuntado a  clases de canto. A la autora le pareció dificilisimo pero a quien convive con una enfermedad de este tipo, sabe que solo con retos y con tesón se van superando obstáculos, al tiempo que no hacen de su enfermedad un handicap, si no una característia más.

Y así nace esta familia, que se fortalece y se crece ante el problema de tener un niño sordo. Sara ha sabido retratar una realidad que deberían tener presente muchas familias con una persona sorda en casa, no hay que poner limites, si no retos, y esta novela para mi es un ejemplo de superación, y considero que deberia leerla mucha gente, porque hay quien se considera normal y sin embargo padece una sordera selectiva muy importante. Dicen que no hay más ciego que el que no quiere ver y yo añadiría que no hay más sordo que aquel que quiere oir.

Temas:

La hipoacusia bilateral:

Al principio  os decía que este tema me toca muy de cerca, y es que estoy  muy familiarizada con la enfermedad, y se que el encararla de una forma positiva y el marcarte retos es muy importante para que la sociedad no te aparque.

Las personas que padecen hipocusia no son sordas totalmente, pero tal y como expresa su preposición tienen una audición menor, con pérdidas totales o parciales de algunos tonos, generalmente los agudos, por lo que no pueden disfrutar del canto de un pájaro, o del de un grillo, y sonidos muy estridentes los desestabilizan emocionalmente.

Son personas no diría yo que dificiles de llevar, pero si con grandes frustraciones cuando no se pueden hacer entender o cuando se pierden matices, porque la sociedad no está preparada para ayudarles a integrarse. Matteo es un retrato muy fidedigno, es un niño tierno, con unas referencias que el considera sus rutinas y que le hacen mantenerse estable animicamente, cuando una de estas referencias se altera, su ánimo se vuelve irascible,  hay algo que no comprende y su relación con el entorno cambia.

La enfermedad tiene tres estadios, leve, grave y muy grave, la autora   pone el liston muy alto y Matteo padece una hipoacusia bilateral muy grave, su sordera es casi total, depende del teson de su madre para que el niño hable y pueda comunicarse con voz además de con el lenguaje de signos.

He dicho en más de una ocasion a lo largo de esta opinión que Sara es una exploradora de los sentimientos, o una experta en expresarlos. Es capaz de colocarnos en el corazón de esta familia el día que descubren que su hijo es distinto, sufrimos con ellos cuando descubren que es sordo, pasamos su viacrucis particular en busca de una cura para algo que no comprenden como puede haberles pasado a ellos. Descubrimos una madre con una fortaleza increible capaz a renunciar a muchas cosas, a un padre que apoya en todo a su mujer sabedor como pocos que es el motor de la familia y a una niña cuya vida cambía por completo y que decide ayudar a su hermano a ser un niño autonomo, y como dírimos la mayoría normal.

Aunque la novela desarrolla dos temas distintos, este es el que a mi me ha llegado al corazón, el que creo que más sensibilidades arañará y que más corazones encogerá, es dificil no adorar a Matteo, no admirar a Sandra, y sobre todo a Alice y seguro que os preguntáis donde dejo a Alberto nuestra voz principal... os puedo decir que lo he comprendido, y sobre todo lo he admirado en la recta final de la novela.


La infidelidad y el resurgir del deseo


No se si este es el mejor titulo para este tema, intentaré explicarme lo mejor posible. Alberto es un hombre inmerso en un mar de dudas, tiene una familia perfecta, que han construido poco a poco a base de rutinas establecidas por el bien de uno de sus miembros. Adora a sus hijos y ama a su mujer. Sin embargo un hijo con una discapacidad es alguien muy absorbente que necesita cuidados durante muchas horas al día, dedicación yo diría que casi exclusiva, haciendo que la vida en pareja se resienta, si a ello se une la intromisión de un amor adolescente jamás olvidado, la vida de este hombre se tambalea y la lucha entre el deber y el deseo se convierte en su día a día.

Sara ha sabido meterse en la piel de Alberto, ha vivido cada una de sus dudas, contradicciones, deseos y culpas, y de esa manera nos ha hecho participes a los lectores,  que somos capaces de comprenderle, incluso de disculparle y eso pensé que jamás podría ser posible. Creo que incluso la autora intenta redimirlo y explicar el amor tan grande que siente por su familia, a pesar de todo el daño que ocasiona, con su acción final.

Sara ahonda en la sicología de este personaje, es el que mayor peso tiene en toda la novela y sin embargo el tema que a mi modo de ver predomina es la hipoacusia bilateral y la forma de vivirla de la familia, de encararla y superarla día a día, haciendo de Matteo una persona especial, extraordinaria, tremendamente humana e inteligente.

La estructura:

A parte de los temas que toca, para mi el éxito de esta historia se encuentra en la forma que ha elegido la autora para contarla.

La novela consta de cuatro partes de distinta duración e importancia, en la que cada miembro de la familia toma la voz para explicarnos su punto de vista. La primera en tomar la palabra es Alice puesto que ella es la desencadenante del drama que amenaza con destruir a esta familia. De esta manera se sientan las bases para comenzar a desarrollar la historia. Es Alice quien nos cuenta en primera persona, como si estuviera hablando con su hermano que sintió el día que le dijeron que iba a tener un hermanito, como vivió el descubrimiento de su sordera, como cambió su vida por la vorágine en la que se vio inmersa la familia, como poco a poco se dio cuenta de lo mucho que quería a ese niño especial, como su vida cambió por un descubrimiento que a ningún hijo nos gustaría hacer... Y como sin querer hizo tambalear los cimientos de una familia que ella creía perfecta.

A continuación toma la palabra Alberto, esta es la más extensa de las cuatro partes, a él llegaremos a conocerlo bastante bién, por ello en ocasiones entenderemos su forma de actuar e incluso la disculparemos. Esta segunda parte a su vez esta dividida en siete partes, que ocupan casi todo el libro y que hacen referencia a reglas ajedrecisticas, a su vez estas partes están divividas en capitulos. Conocemos a Alberto desde su niñez, su adolescencia, su primer amor, su ruptura, sus años universitarios, su mujer, como forma una familia, como la llegada de un niño especial cambia todos los ordenes establecidos hasta el momento y arrasa con una vida cómoda, como se las arregla para que el día a día los haga más fuerte. La adoración y casi admiración que siente por Sandra su mujer... y el torbellino que un día entra en su vida para ponerla patas arriba...

Alberto me ha llegado al alma, he disfrutado con sus tribulaciones, con esa lucha interna que se desarrollaba en su corazón y en su mente...

El tercero en tomar la palabra es Matteo y como lo he entendido, me parece maravillosa y a la vez sorprendente como ha entendido Sara y como ha plasmado literariamente un problema que sufren muchos niños y muchas familias. Las personas con discapacidad son heroes día a día sorteando obstaculos, pueden llegar donde cualquiera pero con mucho más esfuerzo

El broche final lo pone Sandra, una mujer a la que he admirado, una luchadora a la que la vida le pone un trago amargo en el camino que ella es capaz de sortear, que se siente flaquear, e incluso morir y se apoya en su marido para seguir arrastrando un carro que cada día le pesa más, que un buen día descubre una piedra que frena ese carro y no sabe como reaccionar. Que se descubre mujer para desilusionarse y tomar una de las decisiones más dificiles de su vida.

El lenguaje que utiliza la autora es sencillo, a la vez que tremendamente bello, imagino la musicalidad que puede tener en italiano, un idioma que me gusta especialmente a pesar de no haberlo estudiado, no es dificil  entenderlo, aunque imagino que si leo algo en esta lengua me perderé matices y juegos de palabras. La autora nos regala reflexiones de un gran calado, que te hacen cerrar el libro y pensar, quizás eso es lo que más he disfrutado,  esos momentos en soledad rumiando lo que he leído.

"Juzgar forma parte de  nosotros. Repetimos frases como: "No  es por hacer un juicio pero..." o también "No soy yo quién para decir lo que pienso, pero...", e inevitablemente la sentencia llega. Nos quedamos en la superficie y un pequeño detalle se transforma en la totalidad de las informaciones. Si alguien nos ignora, decimos que es un maleducado; si descubrimos que una persona nos traiciona, estamos seguros de conocer los motivos; si la vemos feliz sabemos que no durará. ¿ Y si echamos un vistazo a nuestras vidas? Encontraremos las semejanzas."

" El control nos gusta, nos da seguridad y hace que nos sintamos invencibles. Pero las cosas que realmente conseguimos controlar, por naturaleza, son pocas. Se nos pone la carne de gallina si tenemos frío, tenemos hambre si vemos comida, y nos ponemos colorados si algo nos da vergüenza. Nos enamoramos de  quien no queremos y somos bruscos con quien no se lo merece. Ejercitar el control nos resulta difícil y  nuestras reaccion es hablan por si solas"

Estos son solo dos de las reflexiones que el libro nos regala, quizás no las más bellas, pero si dos de las que más me han calado, podréis imaginar cuanto he disfrutado el libro. Lo que es imposible que entendáis es lo que para mí ha supuesto leerla, cuanto me gustaría que la actitud de Sandra y Alice la tuvieran todas las personas que conviven con gente sorda, porque son un regalo del cielo, no me refiero justamente a la sordera si no a la forma de actuar de estas dos mujeres, sobre todo la de Alice, siempre en la sombra, siempre luchando para que no le cerraran puertas y oportunidades a su hermano, ella era capaz de ver lo que sus padres por temor no veían.

Los personajes:

Al hablar de la estructura ya los he mencionado, y no es necesario volver a hacerlo porque no puedo aportar más que esas breves pinceladas, sin embargo me gustaría resaltar el trabajo que ha hecho la autora al crear cuatro personajes que se salen del papel, que tienen personalidad fuerte, que actúan en cada momento como lo haría cualquiera de nosotros. No los conocemos físicamente, tan solo algún breve trazo de Sandra o de Alberto, sin embargo sicológicamente no tienen secretos para el lector, estan muy bien construidos, con muchos matices, y somos capaces de percibirlos a través de ellos mismos y también a través de los otros miembros de la familia.

Conclusión:

Si habéis llegado hasta aquí sin saltaros una sola línea sabréis que os recomiendo encarecidamente sumergiros en el corazon de una familia tan bella como imperfecta, con una fortaleza inusual que les hace ir solucionando obstáculos y avanzar juntos a pesar de todo.

Os recomiendo llegar a ella con el corazón abierto, sin prejuicios, dejaros enamorar por Matteo, probablemente no comprendáis todas sus reacciones, no seré yo quien os culpe, hay que haber tenido a alguien al lado con ese problema para darse cuenta de lo real que es lo que cuenta la autora. Dejad que vuestros sentimientos vuelen libremente, dejarlos subir y bajar, disfrutad de las reflexiones que la autora nos regala, y en soledad rumiadlas, os sorprenderá vuestra reacción.

Conoced a Alice y a Matteo y no seáis demasiado severos con Sandra y Alberto, son dos almas gemelas que en un momento dado pierden el rumbo, pero no la capacidad de darse a sus hijos y amarlos

Tened sobre todo presente, que esta es una familia como podría ser la nuestra, quizás no tengáis un niño especial en vuestra vida, pero si que podéis encontraros con la segunda vivivencia.

Si he conseguido picaros el gusanillo para que os acerquéis a la novela me doy por satisfecha, si no espero que no os perdáis una bonita historia por no haber sabido hacerosla llegar


13 comentarios:

Margari dijo...

Conmigo desde luego has conseguido despertar toda mi curiosidad. Y no es una novela en la que me hubiera fijado, pero ahora me vas a hacer buscarla.
Besotes!!!

Shorby dijo...

La verdad es que la he visto alguna vez por ahí y no la he prestado especial atención... sin embargo tras leerte, creo que es una lectura que podría gustarme =)

Besotes

Tatty dijo...

Pues había visto la novela pero no me había llamado especialmente aunque después de leer tu reseña me quedo con ganas de hacerle hueco
Besos

Cita Franco dijo...

No termina de llamarme la atención. Creo que es uno de esos libros que precisan ser leídos en un momento determinado de tu vida. Cuando tienes una especial recepción. ¿Me equivoco? Quizá, le llegue su momento.
Muchos besos

Juan Carlos Galan dijo...

Hola:

No conocía nada de esta autora. Tras leer tu reseña (magnífica, como nos tienes acostumbrados) pienso que empezaré a buscarla por librerías y bibliotecas, aunque tampoco es que el/los tema/s que se plantean en ella me atraigan especialmente. Creo que sobre la bilateralidad del tipo que sea existe ya en el mercado una cierta sobreabundancia. Pero lo anterior no quita mérito alguno al relato que si encuentro momento es fácil que inicie.

Por reseñas tan completas y trabajadas como ésta es por lo que cuando me han pedido nombres de blogs especialmente interesantes y motivadores haya elegido el tuyo entre otros varios. Si quieres ver cuál es el contexto en que he realizado la selección de blogs que me parecen merecedores de Premio pásate por esta dirección:
http://elblogdejcgc.blogspot.com.es/2014/08/premio-dardos.html

Un abrazo (te sigo leyendo)

Carax dijo...

Me has convencido, la he visto mucho por ahí, pero no terminaba de llamarme
Besos

Espe dijo...

A ver si me animo con él, que tiene buena pinta y no me he estrenado con la autora...

Angela Leon dijo...

Estupenda reseña Carmina que hace que una novela que no me había llamado la atención quede bien anotada entre mis prioridades.

Bs.

Teresa dijo...

Si ya tenía ganas de leer la novela, tras tu reseña aún más. Tengo que hacerme pronto con ella.
Un beso!

Goizeder Lamariano Martín dijo...

Magnífica reseña quería leer este libro pero ahora tengo muchísimas más gana. Si escucharas mi corazón me encantó. Muchos besos.

Cartafol dijo...

Me gusta mucho esta autora, lo leí hace unos meses y me gustó la historia

Anuca dijo...

No conocía a esta autora pero ahora me pica el gusanillo. Me atrae que sea un hombre el protagonista, que no se muestre el amor lleno de los estereotipos habituales y, sobre todo, como logopeda que soy, que se aborde la sordera y la convivencia de unos padres oyentes con un niño hipoacúsico.
Muchas gracias por descubrirme está historia.
Un besin

Angeles en la Lectura dijo...

La verdad es que tras leer tu reseña mi curiosidad me lleva a buscarlo y leerlo. Nos ha gustado tu blog y nos quedamos por aquí. Si quieres pásate por el nuestro y le echas un vistazo angelesenlalectura.blogspot.com