viernes, 19 de octubre de 2012

BBF#51 variadito



Hoy es viernes y el cielo esta plomizo aquí en el Levante español, donde no esté lloviendo a mares, apetece quedarse en casa, acomodada en el sofá con una mantita en las piernas y un buen té calentito, sin embargo ya puedo soñar porque eso no me está permitido hoy.

Sigo leyendo La bibliotecaria de Auschwitz, es una lectura dura a pesar de esa lección de optimismo que esconde, así que hubo un momento en que tuve que intercalar otra lectura que no pude soltar hasta que no la terminé. He aprendido la lección, no voy a intercalar lecturas que me puedan distraer, sino géneros que no me sean muy atractivos para retornar pronto a una historia tan fascinante como cruda,con una protagonista de excepción y los libros como evasión.

La lectura que se cruzó en mi camino, no es otra que La canción del siciliano de Cristina Amanda Tur que liquidé hace un par de días y desde entonces estoy rematando la reseña, a ver si es posible tenerla lista para el lunes que me apetece mucho hablaros sobre ella.

Y en unas horas comenzaré un libro que es un reto para mí, lo lanzó Kayena desde su blog, consistía en una lectura conjunta de un libro de relatos con motivo de Halloween. La temática no es la que más me gusta por no decir que no me acerco a ella si no es por compromiso. Pero puesto que eran relatos me atreví, a día de hoy como hay que leerla en el lector, y no le he cogido el gusto aún, y el género que no es el que más me apasiona no le había encontrado hueco. Pero ya toca ponerse manos a la obra porque el tiempo me pisa los talones.

Os voy a poner un fragmento de La bibliotecaria de Auschwitz uno de tantos que me ha impactado y atesoro como una joya.

"Dita se da cuenta de que deben de haber ido a pedirle mondas de patata, una de las chucherías predilectas de los niños, pero por lo visto la cocinera está cansada de los pedigüeños y ha decidido despacharlos destempladamente. Sin embargo los niños de diez años y el propio Gabriel no se baten en retirada, sino que se separan unos pocos metros, haciendo un pasillo, para dejar pasar a Gabriel y a la cocinera enfadada. El niño da un quiebro a un lado, y la cocinera está a punto de tropezar sobre una placa de hielo y caer estrepitosamente. Al recuperar el equilibrio, ve plantado delante de ella al grupo de los pequeños, que acaba de llegar justo en ese momento. Van cogidos todos de la mano y expulsan vaho por la boca a causa del esfuerzo que han hecho por seguir el paso vivo de los mayores. Beáta no puede evitar ver sus caras, eternamente hambrientas. Y, sorprendida, detiene su manoteo y se pone con los brazos en jarras ante aquel rebaño de angelitos embarrados de fango y nieve que tienen los ojos implorantes." (Pág 210)

Que malo es el hambre, ¿quién de nosotros es capaz de ver una chuchería en una monda de patata?

Y ahora el libro que ocupara mi próxima semana para llegar a tiempo de la reseña de Halloween

Titulo: Recién Muertos

Autor: Varios

Editorial: Lucas L. Lair

Nº Páginas: Mi versión es digital y supongo que diferirá según en que formato se lea así que esta información la obvio.

Nºde Relatos: 12

Pongo el inicio del primer relato, deseadme suerte porque con lo miedosa que soy me parece que me esperan días sin dormir

El sacerdote sintió una súbita congoja, como si una mano gélida le aferrase el corazón. Fuera, el temporal arreciaba. El viento ululaba, los relámpagos dividían el cielo y la lluvia era tan densa que semejaba un enjambre enloquecido de insectos rabiosos. El sacerdote echó un nuevo leño al fuego para avivarlo, causando una explosión de chispas y pavesas que remolonearon hacia el cañón de la chimenea. Tendió las manos hacia las llamas y se acercó tanto como la prudencia aconsejaba, y ni aun así logró entrar completamente en calor. El rostro y el pecho le ardían, pero sus riñones y su espalda eran un páramo helado.
También sus tripas, aunque para esto último tenía remedio.

El  principio no asusta mucho ya veremos como sigue, os cuento dentro de semanita y media más o menos.

Os recuerdo que hay un sorteo activo en el blog y que estáis a tiempo de apuntaros.

16 comentarios:

LAKY dijo...

La bibliotecaria de Auschwitz me apetece y la temo al mismo tiempo
El otro nada de nada.
Besos

Tatty dijo...

Tengo muchas ganas de leer La bibliotecaria de Auschwitz, me llamó la atención desde que anunciaron su publicación
besos

Lesincele dijo...

El primero me llama muchísimo!a ver si me hago con el.
El segundo...me llama porque me gustan los zombies pero no me apunté al de kayena por falta de tiempo...
Y lo que has comentado de las patatas, justo ahora estoy leyendpo El invierno del mundo de Ken Follet y han nombrado en Rusia lo mismo...y resulta que las peladuras de patata se pasan por harina y huevo y si se tiene se fríen en manteca. En fin...


UN beso!

Margari dijo...

La bibliotecaria de Auschwitz me llama muchísimo!
Besotes!!!

David Gómez (Bolzano) dijo...

Yo ya acabé con Recién Muertos y...no se yo si será la mejor forma de adentrarse en el universo zombi. Tienen una visión muy peculiar de tratarlo, pero también tienen momentos de humor negro que quizás te gusten. Yo diría que: sombras y luces.

Sobre la Bibliotecaria, será uno de esos libros que leeré en cuanto me lea los urgentes. Le tengo muchas ganas y lo tengo preparadito.

Saludos

Mayte Esteban dijo...

Tengo ganas de leer la bibliotecaria de Auschwitz desde hace tiempo, a ver cuándo tropezamos.

Besos

Mel dijo...

¡Qué ganas tengo de leer La bibliotecaria de Auschwitz! Hoy lo he estado sobando en una librería pero al final no he caído >.< xD Hasta que no salga en bolsillo nada que me parece una barbaridad pagar 20 euros por un libro!

Espe dijo...

Pues sí que es variadita esta entrada, sí. :-) Tengo ganas de leer La bibliotecaria de Auschwitz...

Carmina dijo...

Laky La bibliotecaria de Auchswitz es una pequeña joya de gran dureza y con un rayito de optimismo pero no se lee rapido, el otro me esta costando horrores no es mi genero desde luego.

Tatty a mi tambien me llamo la atención por eso me la agencié pero no esperaba pasarlo tan mal en algunos pasajes

Carmina dijo...

Lesincele te recomiendo La bibliotecaría, lo de las mondas de patata puede que rebozas en harina y fritas en manteca puedan ser un chucheria pero estamos hablando de un campo de concentración, las comian tal cual, pero cuando el hambre aprieta cualquier cosa alimenta.
En cuanto a recien muertos el género no me gusta y lo que estoy leyendo me revuelve las tripas, no estoy hecha para este tipo de libros.

Carmina dijo...

Ayyyyy David suerte que leí tu comentario antes de comenzar a leerlo, me reafirmo no es mi genero con el primer relato casi tiro hasta la primera papilla, será un duro reto y no creo que mi opinión sea objetiva. En cuanto a la bibliotecaria es un buen libro que seguro que disfrutarás más si no le metes prisas por tener pendientes esperando

Carmina dijo...

Mayte espero que ese encuentro no tarde.

Mel cierto es que con los tiempos que corren 20 euros es mucho dinero, mira a ver si lo encuentras en la biblioteca, siempre es una opción

Carmina dijo...

Y tan variadita Espe, además los libros son un tanto dispares, a ver si te animas con la bibliotecaría, el otro a no ser que tengas el estomago fuerte y te gusten los zombies no te lo recomiendo tanto

Recién Muertos dijo...

Ánimo Carmina!!!! que la vida son dos días y hay que leer de todo!!!

Carmina dijo...

En ello estoy chicos, que no se diga que una no es valiente, no se puede negar que estan bien escritos, y con un potente antiacido podré con tanta muerte y desentrañamiento, de momento ya le he encontrado un punto más amable

Recién Muertos dijo...

Bien dicho!!!

ahora estás un poco más preparado para un holocausto zombi...