miércoles, 23 de febrero de 2011

La hora de las sombras. Johan Theorin



La hora de las sombras, es una novela tan intrigante como compleja de reseñar. Hay tantos puntos por tocar y hay que hacerlo tan sutilmente para no revelar nada de la trama que me he encontrado varios días delante de esta hoja en blanco sin saber como abordarla. La primera vez que vi reseñada esta novela en el blog de Isi ya me cautivó, pero ha sido gracias a Blogguz y a Random House Mondadori que ha desembarcado en mi casa, y la he podido disfrutar de a poquitos, paladeándola, sumergiendome en su tristeza, en el ambiente opresivo de la isla de Öland, en el mutismo de sus gentes, en la niebla que todo lo engulle y desorienta.


Theorin reconoce que la idea de la novela surgió a raíz de una entrevista que como periodista le hizo a una persona mayor, esta le contó una extraña historia de un chico joven que se había convertido en asesino y había huido a Sudamerica, "quedé fascinado con el caso de asesinato que me contó, no tenía nombre, pero lo llamé Nils Kant, y empecé a imaginarme quien era esta persona.Y cada vez que iba a Öland, lo veía caminar". En un principio lo concibió como un relato corto, sin embargo este empezó a tener vida propia y a crecer y crecer, convirtiéndose en una criatura diferente.


No obstante, fue un hecho doloroso para él, que lo sumió en la tristeza y la desesperación, la muerte de un amigo, el que acabo de dar forma a la novela. Julia nació de esta experiencia, el dolor de Julia por la desaparición de su hijo es el dolor que sintió el autor por la de su amigo, el duelo de la protagonista un reflejo del duelo del autor. No es de extrañar que este personaje esté tan bien dibujado, perfilado y con los sentimientos a flor de piel.


Nos encontramos ante una novela negra nórdica, con los tópicos propios de esta, pero al mismo tiempo diferente. Ante nuestros ojos toma vida un tiempo hostil, una isla cerrada, unos habitantes tan inhóspitos como la tierra en la que viven, una tristeza contagiosa, y el alcohol que se derrama a raudales por las venas de uno de los protagonistas, hasta aquí podríamos tener la radiografía de la mayoría de la novelas negras nórdicas. ¿Entonces donde radica la diferencia? En la falta de detective, no es una novela negra al uso, ni falta que le hace. Tampoco hay un cadáver explicito al comenzar la investigación, aunque luego irán apareciendo algunos, y la persona que se dedica a investigar es un octogenario reumático, con graves problemas de movilidad, le ayudan en sus hipótesis otros compañeros también mayores, y para mí es justo eso lo que pone esa nota de optimismo a la novela, puesto que vejez no es sinónimo de ser un estorbo, uno puede permanecer activo y seguir luchando, de hecho cuando todo le mundo ha dejado por muerta la investigación son este grupo de ancianos los que no se resignan y siguen investigando por su cuenta, con el riesgo que ello conlleva.


La trama comienza en 1972 con la desaparición de Jens Davidsson, un niño de seis años, curioso que aprovecha que su madre y su abuelo no están en casa y que su abuela delicada de salud duerme la siesta, para trepar por el muro que separa su casa del exterior, la niebla es muy densa ese día y al poco tiempo se siente perdido, desorientado, ha encaminado sus pasos al lapiaz... allí se encuentra con Nils Kant, pero este dato sólo lo conoce el lector, la novela se desarrolla sin tener ningún tipo de conocimiento de este hecho. Las hipótesis que barajó la investigación es que bajó a la playa y se ahogó, sin embargo hay dos personas que no creen que eso fuera posible, su abuelo Gerlof, y su madre Julia.


Este primer capitulo le da pie a Theorin para contarnos de forma alterna la historia de Nils Kant, un hombre taciturno, solitario y violento.... aunque no siempre, más que violento era irascible y siempre actuaba a la defensiva, si percibía peligro actuaba en defensa propia. Este carácter le llevo a cometer varios asesinatos y a exiliarse a Sudamerica...¿Pero para siempre?, ¿Con quien se encontró Jens en el lapiaz?.... muchas preguntas y sus respuestas están en las páginas de esta absorbente novela. Un personaje mimado y cuidado en exceso, al final puedes llegar incluso a sentir compasión por él, una víctima de las circunstancias que le toco vivir, un superviviente, una persona que se adapta como puede al entorno. Con todo lo que este personaje entraña me ha gustado mucho su historia que comienza cuando es pequeño, pasa de puntillas por la II Guerra Mundial y nos traslada a Sudamerica. Al personaje se le ve una evolución, siempre sumido en ese afán por sobrevivir, por poder abrazar de nuevo a su madre, por volver a su isla natal.


Desde ese primer capitulo, han pasado veinte años. Julia esta cerca de la cincuentena, es enfermera en Gottemburgo, pero casi siempre esta de baja médica desde que su hijo desapareció, sólo busca una explicación, saber que le pasó ese día a su hijo. La culpa la corroe, la relación con el resto de la familia se ha enfriado de tal forma que es casi inexistente, y ella se refugia en el alcohol, que le ayuda a olvidar y mantener de a poquitos la cordura. Con Jens desaparecieron muchas cosas y ella necesita cerrar la historia como único modo de poder continuar con su vida. El personaje esta dibujado con guante blanco, es imposible no sentir compasión por esta mujer, su obsesión acaba siendo la nuestra, encontrar a Jens le pese a quien le pese. Sin embargo no estará sola en esta aventura la acompañará su padre Gerlof.


Theorin se basó en su abuelo, antiguo capitán de barco que siempre le sorprendía con sus historias, para dibujar el personaje de Gerlof. Ya retirado este capitán no ha cejado a lo largo de los años en su empeño por arrojar luz a lo que le sucedió a su nieto, la culpa lo corroe tanto como a su hija. Veinte años después del suceso y sin que haya avanzado mucho en la investigación, se encuentra en una residencia para ancianos, aquejado de un reumatismo que le dificulta bastante la movilidad. Sin embargo no deja que la enfermedad le gane la partida y se obliga a moverse. Y en esta coyuntura recibe un sobre con una sandalia de niño que podría haber pertenecido a Jens. Comienza una nueva etapa en la investigación y necesita cerca a su hija, al menos para que le confirme que perteneció al pequeño.


Con este fin Julia viaja de nuevo a Öland y allí se reencuentra con sus fantasmas, en su pueblo solo viven dos personas, las casas de verano están cerradas, el ambiente es deprimente, ve a Jens por todas partes pero una vez comprueba que sí es sandalia su determinación por encontrarlo crece. Se encontrara con el mutismo de los lugareños, con muertes que van sucediendose a su paso, y que le cierran las puertas a una posible verdad. Nada es lo que parece en esa pequeña sociedad que esconde sus secretos y es capaz de vivir con ellos, y sobre todo al ir acercándose a la verdad despertarán el recelo del asesino que ve peligrar su secreto e ira terminando con todo aquel que se acerque demasiado a la verdad.


Theorin consigue que las dos historias mantengan la expectación del lector, el hecho de alternarlas nos va dando una idea clara de quien es la persona sobre las que gravitan todas las culpas, sin embargo ¿es posible que fuera él?, el final de la historia de Nils Kant arroja luz sobre lo que paso en el lapiaz, pero las apariencias engañan, la niebla cubre nuestra mente y nada es lo que parece. Y eso lo aprenderá Julia de una forma nada agradable.


El autor pasó los veranos de su infancia en la isla, y eso se nota en las descripciones, sin embargo no todos los enclaves existen, la ciudad de Stenvink es invención del autor, las empresas y los personajes son ficticios, algunos inspirados en su propia familia, al final del libro incluye fotos de sus familiares, de su abuelo que inspiró a Gerlof, de su tio Egon que viajó a Sudamerica y era cantero, peluquero y buzo. Las profesiones de la isla aparecen muy bien retratadas, la de cantero, la de capitán, y la de los pescadores, las historias que le contaban tanto su abuelo, como su tío, como su madre, fueron dando forma a esta novela. Las fotografías comentadas por el autor al final del libro son una gozada, y te trasladan a la isla, al leer estos comentarios te das cuenta cuanto del autor hay en Julia y cuanto de su abuelo hay en Gerlof, salvando las distancias.


Con este titulo el autor gano el premio a la Mejor novela criminal Sueca en 2008 y el Glass Key en 2009, forma parte de la cuatrilogía de Öland, sin embargo se puede leer de forma independiente porque cada libro cierra la historia. La continuidad en la serie la marca la isla en las distintas estaciones del año y el personaje de Gerlof... La hora de las sombras retrata la isla sueca en otoño. Es una novela que te mantiene expectante hasta el final, el autor consigue trasladarte la desazón de los personajes a esa hora de las sombras, cuando anochece y las sombras van adueñándose del paisaje,un momento en que tradicionalmente se contaban historias acordes con el momento que se vivía.


No veo el momento de leer la Tormenta de nieve, la segunda parte de esta cuatrilogía, que como su propio nombre indica se desarrolla en invierno, y ya esta prevista para la próxima primavera la tercera entrega, La marca de sangre. Si eres lector@ de novela negra, esta novela te envolverá como lo hace la niebla, te hará pasar por distintos estados de ánimo, y te dejará un grato sabor de boca al final. Una novela donde la ambición desmedida, el afán de venganza, y el odio entretrejen sus hilos para dar lugar a una novela negra de calidad.

32 comentarios:

M. dijo...

Me ha gustado mucho la reseñaa y el libro ya lo conocía y es de los que me gustan. Es cierto que a veces cuestaa mucho trabajo hablar de un libro sin desvelar cosas importantes de la tramaa.

Un besooo!!

sonia dijo...

Que reseña tan completita!!! me ha encantado, el libro ya lo había visto en algún sitio (no recuerdo muy bien donde), me llama, claro que casi todos lo hacen..jejejejejeje
besotes gordos

Susana dijo...

Es importante poder reseñar un libro sin contar mucho de su trama.

la reseña muy completa amiga!

Esta literatura nórdica cada día me gusta más.

Goizeder Lamariano Martín dijo...

Me alegro mucho de que te haya gustado, la reseña me ha encantado así que creo que el esfuerzo y los dilemas ante la hoja en blanco han valido la pena y han tenido un resultado muy bueno. Tengo este libro apuntado desde que lo vi también en el blog de Isi. Muchos besos.

Bookworm dijo...

Esta es la semana de las reseñas "negras" y de las islas con ambientes “cerrados” ¡ja,ja!
Tiene una pinta estupenda este libro. Lo tengo en las estanterías, pero creo que debo cambiar un poco de tercio, o voy a acabar siendo yo misma una psicópata ¡ja,ja!
Bueno imagino que empatizar con Julia no habrá sido difícil, estamos casi acostumbrados a hacerlo con todos esos padres que vemos en los telediarios que llevan años buscando a sus hijos sin saber si están vivos o muertos. Imagino que debe ser lo más parecido a estar muerto en vida.
Espero que en círculo editen el resto de los libros, porque mi edición es de ellos y de momento sólo han sacado este.
Un beso

Margari dijo...

Buenísima y completísima la reseña. Si ya le tenía ganas al libro, ahora tengo mucha más. Espero poder hacerme con este libro prontito.
Besotes!!!

Bolzano dijo...

Pues para estar un rato con la hoja en blanco, no veas que reseña guapa te ha quedado.
Me la apunto (nota mental,jejeje) pues me has hecho disfrutar mucho con la reseña.
Además, me encantan las novelas que están ambientadas en una isla y si son novela negra, más.

Saludos

Blanca dijo...

Ya había leído muy buenos comentarios de este autor, y después de leer tu reseña tengo claro que no me lo voy a perder.
En una entrevista dijo Johan Theorin que sus novelas no son policiacas sino sobre gente corriente.
Tal vez esto le dé un punto diferente al resto de autores nórdicos.
Un abrazo

mafaldas dijo...

La trama es muy atrayente y la novela negra me encanta pero, de momento, la dejo en espera porque tengo un sinfín de títulos de este género y no puedo leer todos (aunque no es por ganas).
Musus.

bibliobulimica dijo...

pues para haber estado varios días delante de la hoja en blanco, te ha salido una entrada bien larga jajaja
^^ me alegro que disfrutaras con el libro. Yo paso de momento porque ando en la onda juvenil-infantil (¿será para agobiarme menos por tanto trabajo que tengo pendiente???)
un beso,
Ale.

M. dijo...

¡¡Pedazo de reseña!! No me queda más que apuntarla en mi lista. Ahora acabo de empezar un libro nuevo y debo confesar que me ha atrapado desde la página uno.

Chaoo!!

masteatro dijo...

A ésta ya le tenía echado el ojo, y además no sé por qué me encantan las novelas que se desarrollan en una isla sobre todo si son de intriga.

Aeryn26 dijo...

Anoche empecé "La tormenta..."...espero que me deje tan buen sabor de boca como "la hora de las sombras", hacía mucho que no leía novela negra sin descubrir al "malo" en el segundo capítulo, este se mantiene al nivel desde la primera a la última página.
Y tu reseña...genial, como todas las que he leído.

lammermoor dijo...

Bueno, Carmina. Tenía las mejores referencias de Theorín así que iba a ser mi último nórdico. Ahora, hora, después de leer tu reseña,está claro que no puedo dejarlo pasar y me tendré que leer todos los libros, eran cuatro ¿verdad?

Un beso

Luisa dijo...

Lo tengo en casa, entre los pendientes de leer, pero sube puestos después de tu reseña.
Me atrae que sea una novela negra diferente.
Besos.

Carmina dijo...

Ante todo y sobre todo pedir perdon por la tardanza en contestar a vuestros comentarios, pero mi espalda me esta dando guerra y estar sentada frente al ordenador es una odisea...

M. Si es que es dificil a veces encarar una reseña y más una sobre un libro complejo en la trama con muchos personajes con digamos dos tramas una en el pasado y otra en el presente que van encanjando en capitulos alternos y al final completan el puzzle... Si es de los que te gustan, no dejes de descubrir a este autor es toda una gozada

Carmina dijo...

Sonia el libro al ser una promocion de blogguz lo habras visto en varios blogs, pero yo donde primero lo vi fue en el blog de Isi, ya me llamo la atención, a mi todos me hacen ojitos, pero suelo seleccionar mucho ultimamente.
n
besotes preciosa

Carmina dijo...

Susana casi más que importante es una obligación, si desvelas algo importante desluces un poco la lectura de aquellos que la tienen pendientes, por eso no entiendo los spoilers en muchos comentarios y más sin marcarlos. me alegra de que te parezca una buena reseña. En cuanto a la novela nordica cuidado que hay de todo como en botica, tambien la hay de mala ehm

Carmina dijo...

El libro es bueno, a mi tambien me llamo la atención en el mismo blog, sin embargo la economía en estos momentos manda y no me lo podía permitir, sin embargo blogguz vino a solucionar mi problema y lo he disfrutado como una enana, en cuanto hagas hueco en tus lecturas, buscalo en tu biblio y sumergete en su historia, vale la pena.

Carmina dijo...

Booky tan solo se parecen las dos novelas en cuanto a que son islas, con pocos habitantes y estos por naturaleza son desconfiados, a partir de ahi son formas de narrar diferentes, tramas diferentes, y se pueden leer bien, pero mejor distiendete de los ambientos cerrados y hostiles. No es dificil empatizar con Julia, sin embargo a mi me repelía un poco su forma de actuar, ella estaba muerta en vida, y se estaba autodestruyendo. Creo que en circulo si ha tenido buena acogida no tendrán ningún inconveniente en seguir la serie, además merece la pena.

Carmina dijo...

Margari espero no ser la culpable del descalabro de tu economía porque de momento no esta en bolsillo... pero seguro que si lo compras es una buena inversión

Carmina dijo...

Bolzano no siempre me resulta fácil encarar una reseña, de esta al final estoy especialmente contenta. La novela negra es mi pasión, me da igual donde este ambientada, pero reconozco que una isla da mucho juego, si te la lees algún día me gustará conocer tu opinión al respecto.

Carmina dijo...

Blanca no anda muy equivocado Theorin, el detective brilla por su ausencia, es un anciano octogenario con problemas de movilidad quien investiga que le ha sucedido a su nieto y el que va acercandose peligrosamente a la verdad, pero no toda la novela nordica es así... Creo que Theorin a encontrado en la diferencia un filon de oro

Carmina dijo...

Uys Mafaldas si yo ten contara todos los que tengo por leer, la mayoria de novela negra y me los compro porque me apetece mucho leerlos, pero chica no tengo remedio siempre estoy sacando en prestamo de la biblio. Si algún día te quedas sin nada del genero y te acuerdas del autor, no dejes escapar la oportunidad de leerlo

Carmina dijo...

M. mi casa tiene goteras, que suerte encontrar un libro que te atrape desde la primera pagina, que pocas veces me sucede a mí, oye hecho de menos tus reseñas, así que intercala alguna entre tus viviencias de mami a la espera y otras cositas.

Carmina dijo...

Ale me había saltado tu comentario, a ver hay epocas para cada lectura, si tu ahora necesitas lecturas menos densas y más lights haces bien en agenciartelas, siempre tendras tiempo de volver al genero y si este no te entusiasma hay muchos más, además seguro que habras sentido el suspiro de alivio de tu plan infinito al ver que dejabas pasar una novela...

Carmina dijo...

Masteatro quizás porque una isla es un lugar que da mucho juego para la intriga y más si es una como esta que en invierno se queda con cuatro habitantes, como los pueblos de interior... anda que no es cerrada esta gente, como pase algo en el pueblo cuesta horrores sacarles algo, ni con sacacorches oiga

Carmina dijo...

Aeryn pues yo todavía no he empezado la tormenta de nieve y espero como tu que siga a la misma altura que este de las sombras. Me alegra que te gusten mis reseñas y aprovecho para darte la bienvenida.

Carmina dijo...

Lammermoor pues si es una tetralogía pero de momento solo hay dos titulos en el mercado, el tercero sale para la primavera y supongo que el cuarto para el verano, y yo como el segundo me guste tanto como este primero, me veo rebuscando en todas las librerias, porque en mi biblio no estan

Carmina dijo...

Luisa dale un empujoncito en la estanteria y hazle subir posiciones, es distinta te lo aseguro, y muy peculiar en muchos sentidos...

Anónimo dijo...

Enhorabuena por la reseña, me encanta el resumen que ha hecho del libro, que por cierto me ha gustado mucho y estoy deseando leer la segunda parte.

masteatro dijo...

Lo estoy terminando y me está gustando mucho, sobre todo lo bien descrita que está la atmósfera de la isla, que te hace sentir el frío en la cara. "La tormenta de nieve" caerá seguro.